Está paralizada la venta de insumos para tambos

Los fabricantes de máquinas y repuestos para el sector aseguraron que tuvieron un comienzo de año para el olvido.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn
La industria proveedora de insumos para el tambo, con epicentro en la provincia de Santa Fe de la mano de empresas pymes, está sufriendo uno de sus peores momentos.
Según informa el portal rosario Punto Biz, algunas empresas han tenido que reducir horarios del personal, otras optaron por stockearse, y la mayoría está “con lo justo”.
Se trata de una situación que vienen arrastrando desde fines del año pasado pero que se presentó con mayor fuerza a comienzos de este.
Movidos por la preocupación, la semana pasada representantes de la Cámara Argentina de Fabricantes y Proveedores de Equipamientos, Insumos y Servicios para la Cadena Láctea (Cafypel) se reunieron con el subsecretario de Lechería de la Nación, Arturo Videla.
Los empresarios fueron a pedirle por la apertura de mayores exportaciones para la industria, un tema que creían, “traccionaba toda la cadena”.
Sin embargo, Videla los recibió con otros números: en el primer trimestre del año las exportaciones de productos lácteos tuvo un incremento de 19,7% respecto a mismo período de 2013. Además, el ingreso de dólares al país en ese lapso pasó de u$s266.443 en 2013 a u$s408.033 en 2014.
En relación a esto, Héctor Solari, presidente de Cafypel y titular de la empresa Omega dijo: “De estos datos se desprende que las industrias pueden mejorar los precios a los tamberos sin necesidad de aumentar el valor al consumidor final, entonces la industria miente cuando dice que no la dejan exportar”, expuso el directivo.
“La industria no paga al tambero lo que debería sino únicamente a los grandes pooles de 5.000 litros para arriba”, agregó Solari a la vez que denunció que “al mediano para abajo le pagan lo que quieren y cuando quieren”.
“Mienten cuando dicen que está cerrada la exportación de leche en polvo y quesos. Esto complica el panorama y el tambero no invierte, si antes cambiaba las pezoneras cada tres meses, ahora lo estira a cinco o seis, y el hecho de que a uno le saquen dos meses de rotación de ventas, nos perjudica a todos”, concluyó Solari.

Deja un comentario