El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

El clima sorprende a Estados Unidos y favorece a la Argentina

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Un régimen completamente anormal de lluvias, con excesos generalizados, ha ralentizado la siembra de los cultivos del ciclo 2019/2020 en el principal productor de granos del Mundo, los Estados Unidos, amenazando la finalización del proceso en la totalidad de la superficie prevista, subrayo en su último informe IREAL de Fundación Mediterranea.

La entidad cordobesa explico que a comienzos de junio se había implantado sólo el 67% del área proyectada de maíz, cuando la media histórica a esa fecha es del 96%. En soja se observaba el mismo fenómeno y los guarismos eran del 39% y 79%, respectivamente.

En su informe  IREAL,  subraya que “frente a este cisne negro, y anticipando un casi seguro escenario de mayor escasez, particularmente en maíz, los precios de los granos han respondido con ajustes relevantes.

El cereal cerró mayo, tanto en el Golfo de México como en Puertos Argentinos, casi 30 dólares arriba de su cotización de un mes atrás (+18%). También la soja se recuperó, fundamentalmente en Sudamérica, pasando de US$ 300 a US$ 350 / tonelada en puertos locales. Vuelve a observarse en el mercado una brecha entre lo que vale la soja de Argentina versus la de Estados Unidos, a favor de la primera, que debería mantenerse hasta tanto China siga castigando con un arancel diferencial la materia prima de origen USA.

Para Argentina, respecto del escenario de hace unas semanas atrás, la suba de precios internacionales  implica, de mantenerse y considerando los volúmenes que restarían de comercializar de los dos granos líderes, una mejora próxima a los US$2.000 millones en materia de generación de divisas. Por su parte, según las nuevas estimaciones, el flujo de ingresos brutos generado en la comercialización de soja y maíz se aproximaría a US$ 17.200 millones en el ciclo 18/19, medido a precios de productor (FAS Rosario). Se trata de un mejora de ingresos del orden de US$ 3.500 millones respecto del ciclo previo, que se hará visible en la economía recién en el segundo semestre del año y primer cuatrimestre del 2020; nótese que hasta mayo, el exitoso ciclo productivo actual no lograba aún casi diferenciarse del ciclo anterior en dinámica de ingresos generados (se llevaban vendidos más granos pero a precios más bajos).

Deja un comentario