El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Buenos Aires, Santa Fe y Córdoba acuerdan trabajar en producción láctea

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn
La sede del Ministerio de Producción de Santa Fe fue sede hoy de una nueva reunión de los ministros con injerencia en lo agropecuario de las tres principales provincias argentinas, Santa Fe, Buenos Aires y Córdoba.

“El motivo de este encuentro es la continuación de un trabajo que venimos realizando desde hace un tiempo y que apunta a coordinar políticas que tienen que ver con el sector agropecuario, habida cuenta de que se trata de provincias que desarrollan producciones similares y que sufren problemáticas parecidas”, expresó el ministro anfitrión, Carlos Fascendini, junto a Alejandro Rodríguez (Buenos Aires) y Julián López (Córdoba), en la conferencia de prensa posterior.

La principal preocupación es por el sector lácteo. «Vemos como año tras año tenemos deserción de productores y la producción se ha estancado en 11 mil millones de litros anuales. Hace veinte años contábamos con 30 mil productores y hoy rondan los 10 mil; por lo que vemos una fuerte concentración. Es un sector estratégico porque no hay producción primaria que tenga el valor agregado que tiene la lechería».

«Y creemos que las discusiones no pasan por las áreas de producción, sino por las de comercialización y de las políticas económicas”, agregó Fascendini.

El santafesino adelantó que las tres provincias van a trabajar «en un convenio para fijar los ejes de trabajo que permitan políticas comunes en torno a la sanidad, la comercialización, la transparencia de los mercados, la formalización de los contratos».

El eslabón más débil
A su turno, el ministro bonaerense de Asuntos Agrarios, Alejandro Rodríguez, destacó que «en la cadena de la leche el eslabón más débil están siendo hoy los pequeños tamberos; y estamos convencidos de que las políticas pueden ayudar a que ellos tengan una mejor retribución por litro de leche a pie de tambo, sin que se produzca ninguna alteración del precio en góndola”.

En este sentido, reforzó que «no menos del 35% de los tamberos argentinos son productores pequeños, producen menos de mil litros de leche por día. Por lo tanto, nuestra definición no es solo provincial, sino también regional.”

En el caso de Julián López, ministro de Agricultura de Córdoba, expresó que «es necesario discutir qué es lo que se lleva cada uno de los eslabones en la cadena. Nos parece que el productor primario muchas veces se convierte en variable de ajuste de esta cadena.”

“Hoy, el productor primario participa en una porción mínima en la distribución de la ganancia de la cadena. Esto genera que se encuentren en una situación de estrechéz y de ahogo que va a hacer que cada vez haya menos productores lecheros y, por ende, si no hay materia prima, va a ser muy dificil que crezca la industria, el comercio y que Argentina siga ganando espacios a nivel exportación”, finalizó el funcionario cordobés.

Deja un comentario